Herramientas esenciales para comenzar tu propio bufete de abogados con oficinas virtuales

Spread the love

La industria legal de hoy se parece poco a los modelos comerciales de derecho de hace apenas un par de décadas.

Con el advenimiento de proveedores legales alternativos, las oficinas legales independientes y servicios de ley en línea bajo demanda, la presión para mantenerse ágiles y viables es enorme.

Debido a esto, muchos abogados están optando por ir solos, estableciendo una firma virtual para atender a sus clientes de manera más eficiente y económica.

Ya sea que acabas de salir de la facultad de derecho o sigues tu propio camino después de trabajar para una firma más grande, pensar en abrir tus propias oficinas virtuales como bufete de abogado es una perspectiva emocionante.

Este modelo te permitirá enfocarte en la prestación de los servicios que deses brindar y en promocionarte a ti mismo de una manera diferente y ad-hoc a los cambios que se viven.

Veamos ahora cómo la tecnología te permite montar un bufete de abogados virtual.

El objetivo de cualquier pequeña empresa es mantener la viabilidad financiera.

Mantener una oficina tradicional y toda la tecnología, el equipo y el personal que necesitarás para que funcione es una enorme carga financiera, y una que es en gran medida innecesaria debido a la accesibilidad y la seguridad de la tecnología actual.

Desde la comunicación en línea hasta la administración de documentos digitales, la tecnología actual permite hacer el trabajo de todo un equipo administrativo en una fracción del tiempo.

Los procesos repetitivos, como la creación de contratos estándar o el envío de facturas, se pueden automatizar para ahorrar tiempo.

Se pueden enviar notificaciones automáticas a los clientes para recordarles acerca de las próximas reuniones, casos judiciales, etc., evitándoles la molestia de realizar un seguimiento de cada pequeño detalle para poder concentrarte en tareas de mayor valor.

Se pueden configurar portales en línea seguros para que los clientes accedan a sus documentos privados y las aplicaciones en línea de llenado y firma se pueden usar para obtener firmas de manera rápida y sin esfuerzo.

El tiempo que te ahorres será irá directamente a la línea de fondo, ya que puedes dedicar tu tiempo a desarrollar tu práctica en lugar de perseguir el papeleo.

Entre las ventajas de este modelo es el trabajar desde cualquier lugar, lo que reduce tus gastos generales.

En el pasado, las oficinas de la firma legal eran una medida de su éxito.

En una oficina que respalda a varios litigantes, valdría la pena contar con personal completo, asistentes legales internos, pisos de mármol y una barra de espresso costosa, pero para los abogados independientes, simplemente esto no tiene sentido.

El consumidor conocedor de hoy se centra especialmente en la comodidad.

Un abogado independiente puede aprovechar la tecnología para proporcionar el acceso que sus clientes necesitan, pero mantener una imagen profesional sigue siendo importante.

Tener una oficina ejecutiva bien equipada para trabajar satisface esta necesidad.

Si ejerces como abogado en la Ciudad de México, Network Oficinas es la base de operaciones perfecta, ya que te ofrece una solución ágil para todas las necesidades de tu negocio.

Tus clientes disfrutarán de un área de recepción y espera acogedora y tendrán acceso a personal profesional cuando los necesites.

Ya sea que elijas una oficina dedicada o soluciones de oficina virtual, las necesidades de tu negocio se satisfarán tanto profesional como económicamente, lo que respaldará el crecimiento y las actividades de tu negocio sin importar a dónde lo lleves.

¿Estás considerando un despacho de abogados virtual en la Ciudad de México? Visita Network Oficinas para conocer cómo podemos ser un socio valioso en tu éxito.