Chelsea y sus malas decisiones con sus delanteros

Spread the love

Hace ya algunos años que no vivo en mi natal México, pero deseo regresar ahora que ya pude consolidarme como un ingeniero de renombre en Estados Unidos, por lo que decidí buscar ‘Mexico Industrial Parks’ en internet para adquirir alguno y llevar mi empresa a mi país. Mientras realizaba mi búsqueda, vi algunas noticias sobre las ventas y contrataciones de mi Chelsea, lo que me hizo querer hablar un poco sobre los errores que han tenido a la hora de comprar o deshacerse de sus arietes centrales.

Los movimientos recientes en el mercado invernal fueron la contratación de Olivier Giroud, procedente del Arsenal, y la cesión de Michy Batshuayi al Borussia Dortmund. La contratación del delantero francés es para tener un suplente para cuando Álvaro Morata no sea el titular, incluso servirá para meterle presión al español, pues el galo ya es un delantero con experiencia, cuando Batshuayi no tenía el mismo cartel, por su juventud; sin embargo, había mostrado tener la capacidad para ser el titular en el Chelsea, pues el ibérico no ha tenido la explosión que se esperaba. Tanto Álvaro como Michy suman la misma cantidad de goles en todas las competiciones de los Blues, al marcar en 12 ocasiones, el español los consiguió en 30 partidos y el de Bélgica en 25. Morata suma 10 anotaciones en la Premier League, una en Champions y una en la copa de la Liga. Mientras que las 12 de Bats se dividen 2 en Premier, 2 en Champions, 3 en Copa de la Liga, 2 en amistosos y 3 en la FA Cup. Lo que me hace pensar si no era mejor darle continuidad a Michy como titular en juegos de Premier.

Uno de los que considero los máximos errores del Chelsea fue la venta de Romelu Lukaku al Everton, y fue cuando José Mourinho se encontraba en su segunda etapa con los de Stamford Bridge. El estratega lusitano no tuvo la paciencia para esperar que el delantero belga explotara y decidió venderlo. Se hizo figura en Everton y la estaba rompiendo con su selección, recientemente fue contratado por el Manchester United, irónicamente dirigido por Mou. El siguiente que les voy a mencionar no fue un error del Chelsea, sino que simplemente el delantero no dio lo que se esperaba. Fernando Torres llegó como figura al Chelsea, pero nunca demostró ser ese goleador letal que era en el Atlético de Madrid y el Liverpool. Por lo que no tardó en ganarse el desprecio de los aficionados, quienes no soportaban que un ariete que costó millones de euros y que resultó ser una de las contrataciones más caras, no rindiera frutos, ni en Liga, Copas o Champions.

Otro de los errores imperdonables fue el de Kevin de Bruyne, que aunque no es delantero, tenía un gran potencial y era considerado una de las futuras figuras de Bélgica, pero el Chelsea se deshizo de él y ahora es un referente en el Manchester City, demostrando ser el motor y una de las máximas figuras del futbol inglés.